Lava Jato

Se cierra círculo en Panamá

Las autoridades brasileñas han dado con la persona que manejaba las cuentas bancarias de una sociedad panameña que captó fondos de sociedades vinculadas a Odebrecht para el supuesto pago de coimas.

Foto
Su captura supone saber cómo se movió el dinero enviado a las cuentas de Constructora Internacional del Sur. (Fotocomposición: La Prensa)

Por Rolando Rodríguez B. /La Prensa, de Panamá.-
Ver reportaje original.

Las investigaciones que adelanta el Ministerio Público Federal de Brasil se acercan cada vez más a la cuentas bancarias que manejó en Panamá la empresa Constructora Internacional del Sur, S.A., vinculada al gigante de la construcción Nortberto Odebrecht. Ello, a pesar de que Panamá, desde hace cerca de un año, mantiene congelada una solicitud de cooperación sobre esta empresa y el millonario movimiento de fondos en el sistema bancario panameño, donde captó depósitos de al menos, unos 47.1 millones de dólares, según las autoridades brasileñas.

En esta nueva fase de la operación “Lava Jato” (Lava auto) –denominada Acarajé, en alusión al término utilizado por los investigados para denominar “dinero en especie”– el Ministerio Público Federal de Brasil ha ordenado la detención provisional de un personaje clave en las operaciones bancarias de Constructora Internacional del Sur: Fernando Migliaccio Da Silva, un ejecutivo de Odebrecht quien fue trasladado con su familia a Estados Unidos en junio pasado, tras destaparse la operación Erga Omnes –la décima cuarta fase de Lava Jato–, y que llevó a la cárcel de forma preventiva el ahora expresidente de Odebrecht, Marcelo Odebrecht.

Detención en Suiza

Ayer, las autoridades suizas informaron que Migliaccio Da Silva fue aprehendido el pasado 18 de febrero. No obstante, la orden de prisión para el brasileño fue ejecutada por la policía suiza en base a una orden del Ministerio Público Federal Suizo.

Las autoridades de Brasil informaron del arresto indicando que este no guarda relación con el mandado de detención expedido en Brasil, el cual era desconocido por las autoridades extranjeras.
La Procuraduría del Estado de Paraná informó que es sabido que existe una investigación autónoma sobre la Odebrecht en Suiza, lo que podría indicar la detención con las investigaciones del caso Lava Jato, aunque son ignoradas las razones de su detención en Europa.

En la solicitud de arresto preventivo de Migliaccio Da Silva, los procuradores brasileños relatan el papel de éste en el entramado del supuesto pago de coimas por parte de Odebrecht.

Los fiscales alegan tener “robustas evidencias” contra los investigados por diversos delitos contra la administración pública, corrupción, lavado de capitales y crimen organizado. Entre los investigados se menciona a Migliaccio Da Silva.

Este empleado de Odebrecht –añaden los fiscales– es propietario de varias sociedades offshores y además, “controlaba” cuentas bancarias en Suiza. Pero resulta de especial relevancia el hecho de que Migliaccio Da Silva también controlaba las cuentas que mantenía en Panamá la sociedad local Constructora Internacional del Sur (ver fasímil superior), así como de la offshore Klienfeld Services Ltd., ambas “comprobadamente utilizadas por el Grupo Odebrecht para el pago de ventajas indebidas a agentes públicos brasileños y extranjeros, como [Ricardo Raúl Jaime] el exsecretario de Transporte del gobierno federal de Argentina”, condenado por corrupción en Argentina.

Hallazgo clave

Klienfeld Services Ltd. es una de las sociedades que recibió fondos de sociedades offshores vinculadas a Odebrecht, las cuales –al igual que Constructora Internacional del Sur, S.A.– alimentaban con fondos millonarios las cuentas bancarias que mantenían en la banca suiza sociedades panameñas cuyos beneficiarios finales eran ejecutivos de Petrobras, hoy condenados o procesados por la justicia brasileña.

Los procuradores indican que en un análisis elaborado por la autoridad policial se hace mención a una comunicación, vía correo electrónico, dirigida el 23 de septiembre de 2010 a Migliaccio Da Silva, la cual contenía un documento digitalizado en la sede de Odebrecht.

“Se trata del comprobante de una transferencia bancaria realizada por Constructora Internacional del Sur, a partir de la cuenta No. 4010177279, que mantenía en Credicorp Bank, S.A, por valor de 5 millones de dólares, en favor de otra offshore, Vivosant Corp., S.A., cuya cuenta es mantenida en el Banc Pictet and Cie Ltd. (Asia)”, indican los fiscales.

Ello probaría la vinculación de Migliaccio Da Silva con las cuentas de la sociedad Constructora Internacional del Sur en Panamá.

La autoridad policial sospecha que Odebrecht hizo pagos en favor del exministro argentino Ricardo Raúl Jaime en razón de la obtención de un contrato para soterrar el Ferrocarril Sarmiento, que obtuvo Odebrecht del gobierno argentino.

La ‘planilla’

Por otro lado, las autoridades brasileñas también vinculan, a través de un correo electrónico, a Migliaccio Da Silva con una hoja de cálculo elaborada por una operaria de Odebrecht –María Lucía Guimarães Tavares– el 2 de agosto de 2010 y que luego modificó Migliaccio Da Silva por última vez el 3 de agosto de 2012.

Este archivo de Excel se identifica como “Posicao-italian0310712mo.xls” (Posición Programa Especial Italiano). El documento presenta una columna que denomina “fuente” en la que se identifican diferentes áreas de Odebrecht, y en las que aparecen las siglas de los ejecutivos “responsables por el pago de los valores indicados” en otra columna.

Tras el análisis de varios correos electrónicos emanados de la propia empresa, la Policía brasileña ha identificado a varios de esos ejecutivos de Oderbecht, a través de las siglas de sus nombres, como por ejemplo, Benedicto Barbosa Da Silva y Luiz Antonio Mameri, entre otros.

Estos dos ejecutivos figuran como directores en la junta directiva de Constructora Odebrecht, S.A. (Brasil), de acuerdo con la documentación que presentó esta empresa en la licitación que le fue adjudicada en junio del año pasado para el proyecto renovación urbana de Colón, por un monto de 537 millones de dólares, 32 millones más que su competencia.

También aparecen como directores y vicepresidentes de Constructora Odebrecht, S.A. (Panamá), inscrita como sociedad extranjera en el Registro Público, según la documentación que presentó la empresa en esa licitación.

migliaccio1

panama doc

 

Fue también en junio de 2015 –como ya se dijo– que fue revelada la décima cuarta fase de la operación Lava Jato, que provocó el arresto preventivo del expresidente de la constructora Marcelo Odebrecht, y cuando la empresa brasileña ordenó el trasladado a Estados Unidos de Migliaccio Da Silva, quien luego apareció en Suiza.

Entre las pruebas que obraron en contra de Marcelo Odebrecht para su arresto figura un correo, fechado el 17 junio de 2010, en el que este daba indicaciones precisas –para lo que parece el manejo de una coima– al presidente de Odebrecht para América Latina, Luiz Antonio Mameri, quien a su vez, era director superintendente de Odebrecht en Angola.

“A las 11h voy a estar con el italiano. Sería el caso de decirle que con los 700 que está señalando difícilmente tendrá algo, y que si nos autorizaran, E.B. podría intentar conseguir 50 de reembolso con el propósito de llegar a 1200”, escribió el presidente de Odebrecht.

Para los investigadores brasileños, hay varias claves en este mensaje que enmascaran su verdadero significado. Según los magistrados, reembolso significaría la coima, y E.B. serían las iniciales de Ernesto Baiardi, responsable de Odebrecht en Angola, de manera que Marcelo Odebrecht “estaría ofreciendo, de forma encriptada, 50 millones de dólares en coimas para que el precio de la contratación final se incrementara de 700 millones de dólares a 1.2 billón de dólares [mil 200 millones de dólares]”, según la documentación consultada.

Coincidencia o no, los fondos que alimentaban a la offshore Klienfeld Services Ltd., que manejaba Migliaccio Da Silva provenían, justamente, de una sociedad de Odebrecht: OSEL Angola DS Odebrecht Servicos no Exterior Ltd., de la que también emanaron fondos –unos 38.8 millones de dólares que llegaron a través de once transferencias– para Constructora Internacional del Sur, S.A. por intermedio de otra sociedad (Golac).

(Foto: La Prensa)

(Foto: La Prensa)

Publicado el miércoles 24 de febrero, 2016 a las 6:03 | RSS 2.0.
Última actualización el martes 01 de marzo, 2016 a las 10:03

Un comentario

  1. leoncio dice:

    ¿Como es posible que la Fiscalia y el Poder Judicial en Brasil tengan esa autonomia del Poder Ejecutivo y Legsialativo? ¿Podrìan escribir un artìculo sobre ello?

Deje un comentario

Web por: Frederick Corazao

Untitled Document