Lo que Nava olvidó

Al extremo izquierdo, José Antonio Nava (hijo del secretario general de la presidencia de la República) con un empresario taurino y Aurelio Pastor en actividad social de 2009. (Foto: Franco Rospigliosi)

Hoy Lunes 12, por la tarde, el secretario general de la Presidencia de la República, Luis Nava Guibert, llamó inopinadamente, por teléfono, al programa de Juan Carlos Tafur en radio Capital, para responder a las imputaciones que hizo Giselle Giannotti -en un audio poco nítido- de que Nava se habría reunido en el sauna Palace con un miembro de la familia Sánchez Paredes. La llamada sorprendió a los oyentes, pues Nava tiene muy poco contacto abierto con los medios.

“En primer lugar” dijo Nava, “quiero decirle que no conozco a ningún Sánchez Paredes, en segundo lugar nunca me he reunido con ellos, no voy a los baños turcos hace años y en los últimos 20 años no he visitado el Palace… usted puede ir a los registros del Palace y va a a constatar que la gente ingresa bajo nombre. Puede ver que por lo menos hace 20 años que no voy al Palace”, señaló Nava.

“Le puedo decir con hombría, con la decencia que me caracteriza, le afirmo que no me he reunido con ningún Sánchez Paredes, ni mis hijos (…). Que en un baño turco pueda acudir un montón de gente que se pueda encontrar como en el estadio o como en la plaza de Acho (sic)… He llamado (a mis hijos) y me han dicho que nunca se han reunido para tratar nada ilícito y que nunca se han reunido con ellos (los Sánchez Paredes)”, concluyó Nava.

Lo que el funcionario de Palacio no recordó durante la entrevista con Tafur es la relación laboral que estableció su hijo José Antonio Nava, mediante su empresa ‘Transportes Don Reyna’, con Comarsa, la empresa del clan Sanchez Paredes.

En agosto de 2008, IDL-SC informó que “entre el 12 de noviembre de 2003 y el 30 de diciembre de ese año Transportes don Reyna transportó por lo menos en nueve ocasiones cargamento hacia la mina (de Comarsa) en Angasmarca, La Libertad”.

En la entrevista que dio José Antonio Nava a IDL-SC, señaló que su compañía había realizado, en general, “más de 3 mil fletes”. A Comarsa “le hicimos unos pocos fletes el 2003”, agregó.

Los fletes, añadió Nava, “se hicieron cuando no sabíamos quiénes eran y han representado menos del 1% de nuestra facturación”.

Asimismo, Nava junior añadió que ‘Transportes don Reyna’ tenía “siete camiones propios y cinco en leasing”.

Sobre los Sánchez Paredes, Nava junior afirmó que “no hubo ninguna relación personal con los Sánchez Paredes, ni volvimos a hacerles flete… se diluyó la relación con ellos… fue una operación enana”. Agregó que los había visto “en los caballos de paso o en los baños turcos, pero no conozco a los Sánchez Paredes”.

Parece entonces que el secretario de la presidencia olvidó en sus declaraciones esta tarde que su hijo admitió el 2008 haber por lo menos coincidido con los Sánchez Paredes en los baños turcos y los caballos de paso, además de la relación de trabajo que tuvo con Comarsa.

Publicado el lunes 12 de abril, 2010 a las 19:55 | RSS 2.0.
Última actualización el viernes 14 de febrero, 2014 a las 15:53

Un comentario

Deje un comentario

Web por: Frederick Corazao

Untitled Document