EXCLUSIVO

Tercera entrega

El fiscal aprieta, Jorge Barata recuerda

Foto
Keiko Fujimori junto a Jaime Yoshiyama y Augusto Bedoya. (Foto: El Comercio)

Por Gustavo Gorriti y Romina Mella

Con la colaboración de Rosa Laura, Hernán P. Floríndez y Margot Desautez (*).-

¿Cómo suben las tortugas a los árboles? ¿Cuántas veces se reunió Barata con Yoshiyama, Bedoya y otros para pactar y arreglar la entrega de dinero de Odebrecht a la campaña de Fuerza 2011? ¿Cuál fue la razón por la que se utilizó plata negra para las contribuciones a la campaña de Keiko? ¿Cuántas personas participaron en el proceso? ¿Dónde? El fiscal José Domingo Pérez Gómez lleva el interrogatorio a la granularidad del detalle, a la precisión de cada evento… y Barata responde en esta tercera y reveladora entrega.

Fiscal José Domingo Pérez (JDP): El señor Marcelo había señalado que se apoyaba al partido oficialista y a los partidos de oposición para hacer un hedge [en este caso, ‘hedge’ significa contrapesar una inversión o apuesta con otras para distribuir el riesgo. Nota de IDL-R) …. ¿Puede dar usted alguna explicación al respecto?

Jorge Barata (JB): Era justamente eso. Cuando él habla de una reducción de riesgo, es que existía una buena intención. Si el gobierno de turno tenía una simpatía por la empresa, probablemente no iba a haber una acción, o discriminación en contra de la empresa. Me imagino que él habla de ese riesgo. Pagar para no ser molestados, no ser maltratados. […]

 

 

(JDP): ¿Cuál era el hedge en el caso de apoyar al Partido Fuerza 2011?

(JB): No había un hedge específico para el partido Fuerza 2011. El hedge era tener la buena voluntad de [Fuerza] 2011, del Apra, de todos los partidos, para que ninguno de ellos considerase a Odebrecht como enemiga, como una empresa no querida, no deseada en el país. No había un hedge específico. Ahora claro, el partido Fuerza 2011 por dos o tres veces casi llegó a ser gobierno. Estuvo durante mucho tiempo como favorito en las encuestas políticas, con diferencias significativas con los otros candidatos. Desafortunadamente no ocurrió, pero era un partido importante y continúa siéndolo. En las últimas elecciones tuvieron una fuerza y un peso político muy fuerte en el Perú, principalmente en el Legislativo. Mas no existió un hedge específico. Ese era mi objetivo con ese partido.

 

 

(JDP): Marcelo Odebrecht hizo referencia a “DR”, designaciones por recomendaciones, e hizo referencia a la jabuti. ¿Puede darnos una explicación?

(JB): ¿Me permite hablar un momento en español? Una tortuga… Usted sabe que las tortugas no suben a los árboles. Entonces cuando hay una tortuga encima de un árbol, es porque alguien la puso ahí. Entonces cuando él dice jabuti, se refiere a personas sin calificación, que no tienen preparación académica o capacidad intelectual y están en puestos claves, importantes en la empresa. Y a veces eso se da por un pedido político o por cuestiones sexuales. A veces existen mujeres bonitas que están desempeñando un puesto porque el jefe las puso ahí porque tiene intereses específicos sobre ellas. Entonces, todas esas personas, tanto las incompetentes como las bonitas, son considerabas jabutis. Esa es la explicación. Pero no sé en qué contexto Marcelo dijo eso.

(JDP): Respecto a la cuestión política. Así como usted había dado el ejemplo de Ollanta Humala, y la línea 2 del Metro de Lima, me gustaría que de un ejemplo en el caso peruano, a quiénes identificamos…

(JB): ¿Como jabuti?

(JDP): Y la persona política que intercedió.

(JB): Perú fue un país que creció mucho en los últimos años. Y usted ha sido testigo de eso. […] Cualquier persona con un mínimo de calificación conseguía empleo. No era común ese tipo de solicitud en el Perú. No era común en Odebrecht, por lo menos en mi gestión, que existiera el espacio para que personas que no estuviesen calificadas, estuviesen en puestos claves.

Procurador Orlando Martello (OM): Entonces no tiene conocimiento.

(JB): No tengo conocimiento. Eso puede haber sido en algún caso específico en Brasil, y él [Marcelo Odebrecht] puede haber usado eso como una referencia, y ahí se confundió, porque estaba hablando de Perú.

 

 

(JDP): ¿Tiene usted conocimiento de la participación de embajadores peruanos en la República Federativa de Brasil respecto al tema materia de indagación?

(JB): No. Desafortunadamente los embajadores, cada vez más, perdieron su fuerza, su papel de efectivamente ser embajadores, diplomáticos que traen la noticia, que están informados. Ahora cualquier persona puede tener más información que un embajador. Yo particularmente no creía en la capacidad de los embajadores para ayudar o resolver cualquier tipo de problema. Podría haber uno o dos ejemplos mejores o peores que otros. Normalmente su capacidad de solucionar y ayudar era muy reducida.

(OM): ¿Usted conoció a algún embajador o embajada, que haya ayudado en ese proceso de donación de ese dinero?

(JB): No, no tengo.

 

Ricardo Ghibellini, exembajador de Perú en Brasil. (Foto: IDL-Reporteros)

 

(JDP): Además de ello, ¿con qué embajadores peruanos, que hayan prestado servicio en el Brasil, usted ha sostenido una relación?

(JB): Si usted no me dice el nombre de los embajadores, no puedo recordar quiénes han sido. […]

(JDP): Ricardo Ghibellini.

(JB): Ah, bueno. Ricardo Ghibellini más que embajador – porque él fue embajador en el periodo de gobierno de Alan García –, era una persona que tenía un nivel de relación con los medios de comunicación muy grande. Yo lo conocí y estuve con él en algunas oportunidades, pero él no influenció ni participó en la campaña de Alan García. Por lo menos conmigo, no sé si con otros.

 

 

(JDP): Por conocimiento público, del Internet, se tiene conocimiento que usted el 15 de diciembre de 2016 presta declaración ante la Procuraduría Federal de Bahía. Le voy a hacer algunas preguntas para que me pueda precisar. Usted hace referencia al departamento de propinas. ¿Nos puede explicar [a qué se refiere]?

Yo en diciembre de 2016 hice una declaración al Ministerio Público en Salvador de Bahía sobre los hechos ocurridos en Perú. En ese momento hablé sobre el departamento de propinas. El departamento de propinas era el departamento de operaciones estructuradas, es la misma cosa.

(JDP): Respecto al tema que es materia de esta indagación, puede explicar respecto a la “Planilla de Gastos Bambi”, de pagos del sector de operaciones estructuradas

Carlos Kauffman, abogado de Barata (CK): Si me permite, doctor. Si fuera alguna cosa relacionada a corrupción – se dirige a Barata–, no explique. Solo si fuera sobre campañas electorales.

(JB): Yo puedo responder. Esa ‘Planilla Bambi’ era controlaba por Marcelo Odebrecht y el Sector de Operaciones Estructuradas. No era una planilla mía, ni de Perú. Y yo no debo haber mencionado nada de esa planilla en mi declaración. Porque ese asunto de la planilla Bambi fue de la que tuve conocimiento después por la empresa.

 

 

Ricardo Weyll, abogado corporativo de Odebrecht (RW): Solo para esclarecer. Ese tema de corrupción es parte de la cooperación [colaboración eficaz en Perú con el despacho del fiscal Hamilton Castro]. Por eso es que no será tema del interrogatorio. Estamos limitados a un tema específico.

(JDP): Por eso estoy solicitando si es que tiene alguna relación.

[…]

(JDP): En la misma temática de la pregunta anterior, ¿puede darnos alguna información respecto a contratos de asesoría en relación a la modalidad de donaciones para el financiamiento [de campañas]?

(JB): En Perú todos los financiamientos de campaña fueron hechos con recursos no contabilizados. Entonces, cuando se hace a través de recursos no contabilizados, no se emplean contratos. Un contrato justamente es para recursos contabilizados. Si algún candidatos hubiera dicho en esa época: “yo quiero hacer un contrato de donación”, se habría hecho un contrato y la entrega de recursos habría sido oficial. Pero eso generaba un problema de continuidad, de trabajo de la empresa en el país, con ese candidato si él llegase a ser gobierno.

(JDP): Usted en esa declaración a la que me remito, de fuente pública, habló de contrato ficticio. ¿Esa es una modalidad para los financiamientos?

(JB): Dentro del área de operaciones estructuradas había una persona llamada Marcos Grillo, que hacía la generación de recursos no contabilizados. […] Él hacía contratos ficticios o contratos sobrevalorados y usaba parte de esos recursos, de los sobreprecios o de la parte ficticia que correspondía a un proceso, para poder transferir recursos para esas cuentas. Contratos de subcontratistas normalmente.

(JDP): ¿Este sobrepago o pago ficticio ha sido destinado al aporte de campañas o financiamiento de partidos políticos?

(JB): Como mencioné antes, yo no sé exactamente el origen de los recursos. Yo solicitaba los recursos al señor Hilberto Silva, y él disponibilizaba los recursos para mí. Claro, hoy, después de todo ese procesos de investigación aquí en Brasil, sabemos que estaba Marcos Grillo y que hacia la generación de recursos, que esos recursos eran enviados a cuentas, que después esas empresas offshore transferían recursos para ser utilizados de forma no contabilizada. ¿Cuál fue la procedencia de esos recursos en esa época? ¿Si el dinero que fue entregado a una campaña vino a de algún tipo de contrato ficticio o sobrevalorado? No lo puedo asegurar, porque no era una función mía.

 

 

(JDP): Usted ha señalado dentro de las preguntas respecto a un código clave, ‘campaña nacional’ en el sistema Fox.

(JB): Hoy sabemos que existían 3 sistemas. No sé si soy la mejor persona para explicar eso, porque no tengo un conocimiento profundo sobre el asunto. El Departamento de Operaciones Estructuradas tenía un control de los pagos que hacía, las remesas, para qué bancos, cómo se hacía. Esos eran los sistemas llamados Drousys y MyWebDay. Y nosotros mandábamos nuestra solicitud de pagos a través de un sistema llamado Fox, que era un email criptografiado, con un sistema que estaba en Suiza. Esos emails eran recibidos por Mameri, en mi caso, quien autorizaba los pagos. Y eso luego pasaba al señor Ubiraci, que hacía la contabilización de ese proceso, para acompañar el desembolso que había sido autorizado previamente por Mameri, y solicitado por mi.

(JDP): En el 2010 o 2011, ¿conocía usted que este correo era impenetrable o criptografiado?

(JB): Sí. […]

(JDP): ¿Por qué la necesidad?

(JB): Porque justamente el sistema no contabilizado, de recursos no contabilizados, no podía ser usado a través del sistema común de la empresa, fácilmente accesible a todas las personas. Era por motivos de seguridad.

(JDP): En el Perú, ¿qué funcionarios de la empresa Odebrecht tenían uso, manejo o conocimiento de este sistema?

(JB): Uso, yo. Conocimiento, yo también. Su uso, solo en mi computador.

 

 

(JDP): […] Cuando le pregunté sobre la ciudadana Keiko Sofía Fujimori Higuchi, usted hizo mención de que ella formaba parte o lideraba una fundación y que usted hizo una donación. Me gustaría que amplíe [su respuesta].

(JB): Fue en el 98. Muchos años atrás. Yo recién había llegado al Perú en esa época. No había ningún problema con el gobierno de Fujimori. Al contrario, nosotros teníamos las mejores referencias. No recuerdo cómo fueron los hechos, han pasado casi 20 años. Nosotros resolvimos contribuir para esa fundación que ella lideraba. No sé si fue a pedido de alguien. Esa contribución fue a través de un cheque oficial. Después yo me volvía a encontrar con la señora Keiko Fujimori creo que diez años después. Muchos años después. Y fui nuevamente presentado […]

 

Keiko Fujimori como Primera Dama del Perú en la década de los 90. (Foto: Flirck de Keiko Fujimori)

 

(JDP): ¿Esa donación fue realizada como persona natural o jurídica?

(JB): Como persona Jurídica, pero yo fui el portador.  

(JDP): Usted habló sobre los agradecimientos (…) En este caso en particular, ¿cómo fue el agradecimiento?

(JB): Me agradeció, mostró el trabajo que estaban haciendo, las dificultades que estaban teniendo. Eso fue lo que pasó.

(JDP): ¿Keiko Fujimori Higuchi le agradeció esta donación?

(JB): Esta donación del 98, sí.

(JDP): ¿Keiko Fujimori Higuchi tenía conocimiento que su empresa realiza donaciones?

(JB): Imagino que sí.

 

 

(JDP): ¿Usted en la novena pregunta dice que varios empresarios tenían afinidad con el partido Fuerza Popular. Me gustaría que señale nombres de empresarios.

(JB): Yo puedo decir lo siguiente. Es difícil que un empresario no tenga simpatía con Fuerza Popular.

(JDP): ¿Por qué?

(JB): Porque se reconoce que el gobierno de Fujimori transformó al país. En los años 90, a inicios del 90, controló el terrorismo. No conozco el Perú mucho antes de eso. […] Después fui en el 90 o 94 y era otro Perú. Comenzaba a cambiar. Luego llegué a trabajar en el 97, y era un Perú completamente diferente. Pujante, con muchas inversionistas. Era otro país. Tengo entendido que todos los empresarios conocen y reconocen eso. Que las empresas peruanas crecieron mucho por el control del terrorismo, el sistema de privatización, el ordenamiento de las empresas. Es difícil encontrar un empresario que se refiera de forma negativa a Fuerza Popular. […]

 

 

(JDP): Cuando usted hace referencia que los empresarios tenían simpatía [por Fuerza Popular], ¿es que los empresarios estaban agradecidos por el gobierno de Fujimori?

(JB): No sabría decir si era agradecimiento o admiración. Cada uno debe tener sus razones. No sé exactamente en cada caso, pero entiendo que era una admiración, agradecimiento y reconocimiento por la gestión del primer gobierno de Fujimori.

[…]

(JDP) En el caso de usted, ¿había admiración, agradecimiento o reconocimiento?

(JB): Los tres. A pesar de no ser peruano, me contagié por esas opiniones y pensamientos de todas esas personas.

(JDP): Respecto a Keiko Fujimori, ¿había agradecimiento, reconocimiento, admiración?

(JB): Keiko Fujimori era una persona muy fría, muy distante, de pocas palabras. Yo nunca conseguí interactuar con ella para poder generar confianza. Era distante. Era una persona muy fría, muy formal en el trato. Las 4 veces que estuve con ella, se refería siempre con mucho formalismo y distancia. Entonces, cuando se es así, normalmente no se genera ningún tipo de empatía. […] No tengo nada que expresar sobre mi percepción de ella.

 

 

(JDP): Cuando usted hizo referencia a la pregunta 12, acerca de José Chlimper Ackerman. ¿Cuál ha sido la participación de la empresa a la que él representaba [Graña y Montero], respecto a estas actividades de financiamiento a los partidos políticos?

(JB): Él no representaba a la empresa, él era miembro de un directorio. Y la verdad, los aportes a campañas políticas eran hechos solo por Odebrecht. Nosotros definíamos a qué candidatos íbamos a apoyar, y nosotros hacíamos los aportes. No hacíamos los aportes de campañas con los socios. […]

 

Graña y Montero, socia de Odebrecht en Perú. (Foto: GyM)

 

(JDP): ¿Cuál es la relación que existe entre esas alianzas que usted sostiene con empresas como Graña y Montero para la ejecución de obras con el tema que es materia de investigación, respecto a las campañas políticas?

(JB): No ha habido ninguna participación ni de Graña y Montero, ni de ningún otro socio en los aportes de campaña política, a través de Odebrecht o por invitación de Odebrecht o bajo el liderazgo de Odebrecht.

(JDP): ¿Las empresas consorciadas como Graña y Montero y otras tenían conocimiento de esta actividad que realizaba Odebrecht respecto al financiamiento de campañas políticas?

(JB): Yo nunca le dije a ningún empresario que hacía aportes de campaña, ni cuánto aportaba a las campañas. Todos los empresarios sabían que las empresas se hacían aportes a campañas. Eso se conocía, pero no era algo conversado. […] Tal es así – para complementar – que cuando la Confiep convocó a 10 o 15 empresarios para contribuir en la campaña de la señora Keiko en la segunda vuelta, estaban varios empresarios ahí. Era algo común. No recuerdo si estaban los [representantes] de Graña y Montero.

 

Gonzalo Prialé, expresidente de AFIN. (Foto: AFIN Perú)

 

(JDP) Antes de ingresar a ese tema, me gustaría que me de mayor referencia de las personas que usted mencionó: Gonzalo Prialé y Roque Benavides.

(JB): El señor Gonzalo Prialé era el presidente de Afin, que es la Asociación para el Fomento de la Infraestructura Nacional. Es un gremio del que fui parte. Él por ser de ese gremio participa en la Confiep. Es una persona que siempre opinaba del sector de infraestructura en los medios. Yo particularmente sé que era una persona que tiene mucha simpatía por el partido de Fuerza Popular.

(JDP): ¿Roque Benavides?

(JB): También. La misma cosa.

 

Roque Benavides, titular de la Confiep. (Foto: Andina)

 

(JDP): Una referencia…

(JB): Es una referencia.

(JDP): No, es una referencia sobre que conoce usted de esta persona.

(JB): ¿Qué sé de esta persona? Él fue presidente de la Confiep y parece que ahora volvió a ser presidente de la Confiep. Es de Buenaventura, es una de las mayores empresas mineras del país. Él gusta de los caballos de paso. […]

 

 

(JDP): Quiero que me señale cuál ha sido su participación en la Confiep.

(JB): Nuestra empresa era socia de la Confiep y nosotros teníamos una participación en los eventos que organizaban. Normalmente, cada cierto tiempo invitaban a un expositor, que a veces era un ministro de Estado o un empresario importante. Otras veces traían a un expositor extranjero para hacer conferencias y debatir algunos temas. Y durante dos años, yo participé como director de la Confiep.

(JDP): ¿En qué años?

(JB): Debe haber sido en 2014, 2015. Porque recuerdo que en 2015, cuando ocurrió la prisión de Marcelo Odebrecht, la Confiep me pidió que renunciara.

 

Ricardo Briceño, expresidente de Confiep. (Foto: CADE)

 

(JDP): En el 2010, 2011, ¿quién fue el representante de Odebrecht en el directorio de la Confiep?

(JB): No participamos del directorio. Éramos miembros de la Confiep. En esa época quien era presidente de la Confiep, era el señor Ricardo Briceño. Fui yo la persona invitada a la reunión.

 

 

(JDP): En la pregunta 19, usted ha señalado sobre entregas de dinero de 500 mil dólares. ¿Estoy en lo correcto?

(JB): Depende a quién sea. He hablado de muchas entregas.

(JDP): En la primera entrega.

(JB): Al partido de la señora Keiko Fujimori.

(JDP): En efecto. ¿cómo toma usted conocimiento de que había que realizar esta entrega…

(JB): He conversado con el partido, la persona del señor Yoshiyama. Con quien quedó acordado que quería contribuir y que quería contribuir con 500 mil

(JDP): ¿Dónde conversa con el señor Yoshiyama?

(JB): Fueron varias conversaciones. No sé exactamente dónde fue cada una de ellas, probablemente alguna en nuestra oficina, probablemente alguna en un café, no sé, no sé exactamente cuáles fueron los locales; pero tuvimos varias conversaciones y en esas conversaciones sugirieron esa definición de aportar a la campaña y ahí, cuando tuvimos los recursos disponibles, le avisé y fui a hacer la entrega.

 

Keiko Fujiori junto a Rafael Rey y Jaime Yoshiyama. (Foto: Flirck de Keiko Fujimori)

 

(JDP): Y estas reuniones, ¿cómo se gestaron?

(JB): Por teléfono.

(JDP): ¿Usted tenía una comunicación directa con el señor Yoshiyama?

(JB): Sí. Y con el señor Bedoya, que era un intermediario, un interlocutor de él.

(JDP): Entonces, respecto de esta primera entrega: ¿quiénes intervienen respecto a Fuerza Popular?

(JB): Yo, de mi lado, y del otro lado estaba el señor Bedoya, el señor Yoshiyama; y había alguien más en esa sala, yo no sé exactamente quién, no me acuerdo qué persona era.

(JDP): Antes de entrar a la reunión en sí, en los actos previos, anteriores, ¿con quiénes sostiene usted comunicación además del señor Jaime Yoshiyama?

(JB): Con el señor Bedoya.

(JDP): Cuando usted hace referencia al señor Bedoya, ¿se refiere usted al señor Augusto Mario Bedoya Camere?

(JB): No sé el nombre de él completo, pero puedo averiguar si es esta la persona.

 

Augusto Bedoya en pleno allanamiento de su casa. (Foto: Perú21)

 

(JDP): ¿Puede dar usted una referencia de esa persona, qué conocimiento tenía de ella?

(JB): Ella era una persona del partido Fuerza Popular. Era una persona próxima al señor Jaime Yoshiyama.

(JDP): ¿Cómo tenía usted conocimiento de ello?

(JB): Porque conversamos los tres, conversamos entre los tres.

(JDP): Usted hace referencia a comunicaciones con el señor Yoshiyama. ¿Me puede señalar los medios de estas comunicaciones?

(JB): Por teléfono, y a través de las reuniones que tuvimos.

(JDP): ¿Sostenía usted comunicación telefónica con el señor Bedoya?

(JB): También.

(JDP): ¿Me puede señalar, durante la época que se dan esas comunicaciones, qué número de teléfono portaba usted?

(JB): No tengo idea exactamente del número porque seguramente yo cambiaba de teléfono celular cada año, y yo tenía uno o dos teléfonos que no estaban a mi nombre, teléfono prepago… no sé si nos comunicábamos a través de mi teléfono, que usaba en esa época, o si era a través de esos teléfonos no registrados.

(JDP): Cuando usted dice que tenía un teléfono registrado, mi pregunta es, ¿a nombre de quién estaba registrado?

(JB): A nombre de mi empresa.

(JDP): Durante esas conversaciones, el número empleado, o uno de los números empleados ¿estaba registrado a nombre de la empresa Odebrecht?

(JB): Sí.

(JDP): ¿Por qué usted usaba un número o un teléfono celular prepago?

(JB): Porque justamente no queríamos registrar las conversaciones que no precisaban [necesitaban] ser registradas.

 

 

(JDP): ¿A nombre de quién se obtenía ese teléfono prepago?

(JB): No sé, sinceramente no sé.

(JDP): ¿Quién era la persona encargada de la obtención de estos teléfonos prepago?

(JB): Algún funcionario de Odebrecht. Pero tampoco sé, pues me entregaban un teléfono en la sala y yo tenía dos teléfonos, después cambié dos teléfonos más… yo tenía algunos teléfonos prepago.

(JDP): A través de estos dos números, ¿se ha comunicado usted con Jaime Yoshiyama…?

(JB): Como he dicho, no sé si con él me comuniqué por el prepago o me comuniqué por el oficial. Puede haber sido el oficial.

(JDP): ¿Y con el señor Bedoya?

(JB): También. Por uno o por otro, probablemente por los dos. Porque yo nunca fui muy cuidadoso en usar solo un teléfono.

(JDP): Cuando usted hace referencia a Yoshiyama y Bedoya ¿cuál de las dos personas hace la solicitud de dinero?

(JB): Creo que la primera conversación fue con el señor Bedoya. Creo. Pero recuerdo haber tenido la conversación con los dos.

 

Fiscal José Domingo Pérez en la diligencia de allanamiento de la vivienda de Jaime Yoshiyama. (foto: Caretas)

 

(JDP): ¿Tenía usted referencia si Bedoya había trabajado en el Estado anteriormente?

(JB): No sé si trabajó [en el Estado]. No sabría decir. No sé qué papel tuvo antes. Yo sé que era del partido. Y así, por ser del partido es que yo traté con él. Ahora, si tuvo anteriormente un papel en el Estado, probablemente fue en la época en la que yo no estuve allá [en Perú]… puede haber sido antes de llegar.

(JDP): Esta persona le señaló algún vínculo con el gobierno de Fujimori?

(JB): Claro. Él era parte del partido de Fujimori.

(JDP): Le digo con el gobierno de Fujimori, a quien usted señaló que admiraba, respetaba y reconocía.

(JB): Yo no me acuerdo de haber dicho que he admirado, respetado y reconocido. He dicho que los empresarios admiraban, respetaban y reconocían, y yo, naturalmente, fui influenciado por esas admiraciones y respetos. No quiero que se entienda que yo tengo un partido político o tengo una preferencia por un partido político. No la tengo.

(JDP): ¿Qué sucedió luego de la solicitud de dinero?

(JB): Después que hubo el pedido de los recursos, mandé un email a Brasil para pedir autorización para aportar a esa campaña. Ese mail no discrimina a qué partido o qué proceso de campaña aporta. Simplemente se agrupó los montos que se estimaba iban a ser los montos demandados y se mandó un email a Brasil. A partir del momento que obtuve la autorización del señor Mameri para poder aportar esos recursos, yo entré en contacto con el señor Hilberto Silva, entré en contacto con él y [pedí] que necesitaba los recursos [el dinero, Nota de IDL-R) aquí en Perú. A partir de ahí, él fue haciendo un plan de entrega de esos recursos en Perú.

 

Hilberto Silva. (Foto: Folhapress)

 

(JDP): ¿Por qué no empleó recursos contabilizados de las empresas Odebrecht domiciliadas en el Perú?

(JB): Tengo la impresión, doctor, que ya respondí a esa pregunta. Pero, volviendo al tema: no se aporta dinero contabilizado en campañas políticas porque al aportar dinero contabilizado en campañas políticas, asumes un riesgo gigante de ser discriminado por la prensa, por los partidos, por las oposiciones [sic]… es declarar que estás apoyando a un partido y eso no le gusta a otro partido que tú apoyes a un partido adversario. Entonces, ese tipo de aporte es común y no se hace a través de actos oficiales o de dinero contabilizado.

(JDP): ¿Cuánto tiempo pasó desde la solicitud hasta el momento que usted recibe el dinero?

(JB): Un mes, tal vez …

 

 

(JDP): ¿Puede usted indicar cómo es que usted recibió esa cantidad de dinero?

(JB): Después que yo pedí ese recurso a Brasil y que fue autorizado, yo hablé con el señor Hilberto [Silva] y él dijo, me da dos semanas, tres semanas o el tiempo que sea y voy a proceder… después él me llamaba, me contactaba y decía, oye, tengo tantos miles de dólares, doscientos, trescientos, cuatrocientos mil dólares ya disponibles, voy a hacer que la entrega sea mañana o pasado mañana… el viernes estará llegando el ‘recurso’ ahí… entonces, el día indicado llegaba la persona, me buscaba en la oficina, me decían que hay una persona que me busca, de parte del señor Hilberto, entonces la persona subía, entregaba la maleta con dinero, indicaba, ahí hay 200 mil, 300 mil, el valor que hubiese dentro [de la maleta]; y con ese recurso ahí, yo agendaba con el candidato, el partido, la persona con la que yo estaba contactado [en el partido] para definir la hora de hacer la entrega.

(JDP): ¿De qué nacionalidad era esa persona?

(JB): Peruana …

(JDP): ¿La persona que le entregaba a usted el dinero en su escritorio?

(JB): Exacto

(JDP): ¿Era peruana?

(JB): Peruana.

(JDP): ¿Puede usted dar referencias de ella?

(JB): Como era un dinero no contabilizado y era un proceso secreto, yo no pedía la identidad, no pedía nombre, no pedía nada. La persona simplemente llegaba, entregaba y se iba. No era siempre la misma persona. Pero estoy seguro que el personal del área de operaciones estructuradas debe saber quiénes eran, si eran doleiros […] Eran personas diferentes. Entonces no tengo un nombre. Antes me preguntaron eso. Es probable que si las personas fueran colocadas frente a mí, yo podría identificar a algunas personas con las que tuve contacto. […]

(JDP): Había un procedimiento especial para el registro de estas personas cuando ingresaban a las instalaciones de la empresa Odebrecht en Lima?

(JB): No. No creo que haya habido ningún tipo de registro. […]

(JDP): …Si bien usted ha hecho referencia a la moneda, me puede hacer una descripción de cómo usted recibía esa cantidad de dinero.

(JB): Normalmente venía en alguna bolsa, alguna envoltura, sobres. Yo, para ser sincero nunca conté. Nunca abría para contar y verificar. Entendía que el dinero venía por una fuente establecida por el Sector de Operaciones Estructuradas, y que naturalmente eran personas de confianza. Y nunca tuve problemas de reclamos de las personas que recibieron el dinero, de no haber recibido las cantidades completas.  

(JDP): ¿Quién era su secretaria en esa época?

(JB): Tuve sola una. La señora María Luisa.

(JDP): Maria Luisa, ¿su apellido?

(JB): Ballón García.

(JDP): ¿María Luisa Ballón García es una ciudadana peruana?

(JB): Peruana.

(JDP): ¿Cuánto tiempo laboró con usted?

(JB): Todo el tiempo que estuve en Perú. Tiene 26 años en Odebrecht.

(JDP): Es la persona que usted hace referencia, que se comunicaba con usted para permitir el ingreso de las personas…

(JB): Sí.

(JDP): Dicha persona tiene conocimiento del objeto por el cual estas personas…

(JB): No, ni idea. No pasa por la cabeza de ella. Yo tenía ocho o diez reuniones por día. Ella no tenía conocimiento de lo que yo trataba en las reuniones.

(JDP): ¿Se agendaban o registraban esas reuniones en documentos de su oficina?

(JB): No.

(JDP): ¿Cómo era el medio por el cual se agendaban o registraban, en general, las visitas a su oficina?

(JB): Yo tenía una agenda que era controlada por ella y establecía todas las reuniones que yo tenía. Esas reuniones específicamente, no estaban registradas. Primero, porque demoraba un minuto o menos el tiempo de la persona en entregar el dinero y salir. Entonces no eran reuniones que estaban agendadas. A veces yo estaba en otra reunión cuando la persona llegaba, yo salía de esa reunión, inclusive, y la persona entraba y recibía el dinero.

(JDP): ¿Qué indicaciones le dio a su secretaria para que esas reuniones no sean registradas?

(JB): Las reuniones registradas normalmente eran reuniones solicitadas a través de ella, y ella era quien marcaba las reuniones. Yo coordinaba directamente con Hilberto Silva, y no pasaba por ella. […]

 

 

(JDP): ¿Cómo se gesta el encuentro en el inmueble de Octavio Espinosa 220, San Isidro?

(JB): No recuerdo exactamente. Estamos hablando de un hecho que ocurrió ocho años atrás.

(JDP): Le preciso, ¿la persona de Bedoya o Yoshiyama?

(JB): No sé. […]

(JDP): ¿Cuánto tiempo dista desde que usted recibió el dinero en su oficina y se llevó a cabo esta reunión en este inmueble?

(JB): Tampoco me acuerdo, si fue un día, tres o una semana. No debió ser mucho tiempo. Normalmente el plazo era rápido porque era dinero que no quería tener en mi oficina, en mi armario.

(JDP): ¿Con quién concurrió usted a dicho inmueble?

(JB): Solo.

 

Fachada de casa donde Jorge Barata asegura haber entregado contribuciones para la campaña de Keiko Fujimori de 2011. (Foto: Google Maps)

 

(JDP): ¿Usted tenía un chofer designado por la empresa?

(JB): Sí.

(JDP): ¿Puede señalar el nombre del chofer?

(JB): En esa época debo haber tenido unos tres choferes. No sé exactamente quienes eran en el periodo 2010-2011. Pero puedo verificarlo, tengo registros.

(JDP): ¿Empleados de la empresa Odebrecht?

(JB): Empleado de la empresa Odebrecht. A muchas de esas reuniones yo mismo iba manejando.

(JDP): ¿En este caso?

(JB): No recuerdo si fue con él o si fui yo mismo manejando.

(JDP): Anterior a esta oportunidad, que usted concurrió para la entrega de dinero, ¿conocía o había concurrido a ese inmueble?

(JB): No.

(JDP): ¿Quiénes participaron en dicha reunión?

(JB): Como mencioné, entré en una sala; había tres personas. Recuerdo que estaba el señor Yoshiyama, el señor Bedoya. Había otras personas ahí. Fui presentado, pero no recuerdo sus nombres.

(JDP): ¿Cómo se presentaron estas personas?

(JB): Nos dimos la mano, pero no recuerdo sus nombres.

(JDP): ¿Qué referencias le dieron quienes lo invitaban, Bedoya y Yoshiyama, sobre quiénes eran esas personas?

(JB): No recuerdo si eran personas del partido. Imagino que eran del partido, porque fueron entregas a ellos.

(JDP): ¿Qué diálogo sostiene usted con la persona a quien le entrega el dinero?

(JB): Ninguno. A la persona que entregué el dinero, ninguno. Mi diálogo era con el señor Yoshiyama y el señor Bedoya.

(JDP): Entonces hay una tercera persona que recepciona el dinero.

(JB): Sí.

(JDP): ¿Por qué usted decide entregarle a una tercera persona.

(JB): Tengo que recordar lo que ha pasado. Probablemente dijeron, déjelo ahí, ponlo ahí. colóquelo encima. Y esas persona estaba sentada, había una mesa de vidrio grande. Y entregué ahí. Y luego pasamos a la sala siguiente, a la sala grande.

(JDP): ¿Cómo era esa persona?

(JB): No recuerdo.

(JDP): ¿De qué sexo?

(JB): Masculino.

(JDP): ¿De qué edad?

(JB): Tal vez unos cincuenta años.

(JDP): ¿Alguna característica física?

(JB): Se veía como empresario. Buena apariencia, pero no sé exactamente qué era, quién era. No entiendo cual es el fondo del tema, no sé el nombre, no recuerdo la fisionomía.

(JDP): ¿Esta persona vio el contenido?

(JB): Entregamos ahí [el dinero] en la sala, y salimos a la sala siguiente. No sé si mientras estábamos en la otra sala, la persona contó.

(JDP): ¿Cuántas personas estaban en ese ambiente?

(JB): Tres o cuatro. Yo, el señor Yoshiyama, el señor Bedoya, y esta otra persona. Era una sala chiquita. Como una oficina, en la casa, al lado derecho, entrando en la casa. Recuerdo que era una salita con muchas obras de arte, había unos cuadros muy bonitos, unas esculturas. Eso me llamó la atención.

(JDP): Bedoya o Yoshiyama, ¿cuál de los dos le indicó que dejara [el dinero] en la mesa?

(JB): Doctor, no me acuerdo de eso. Perdóneme, pero me está haciendo unas preguntas sobre lo que pasó ocho años atrás. No me acuerdo de esos detalles. […] No me acuerdo cual de los dos me dijo eso.

(JDP): ¿Cuál fue el objeto de ir a la otra sala?

(JB): No sé. Era un invitado […]

(JDP): ¿Qué dialogaron en la otra sala?

(JB): No me acuerdo exactamente.

(JDP): ¿Cómo concluye esa reunión?

(JB): Me agradecieron. Y me fui […] Les dije que en algún momento me gustaría reunirme con la señora Keiko Fujimori. Algo así les dije.

(JDP): ¿Esa reunión ocurrió de día?

(JB): De día, de tarde.

(JDP): ¿Esa reunión en que estación del año ocurrió?

(JB): Para mi Lima no tiene estaciones. Debe haber sido a fines de 2010.

(JDP): Luego de esa reunión volvió a sostener comunicación con ambas personas?

(JB): Sí.

(JDP): ¿Cuál fue el objeto?

(JB): Las comunicaciones eran para acompañar el proceso, aumentar los valores de los aportes. Porque se hizo un aumento para un millón. La comunicación era con la entrega de esos recursos. […]

 

 

[Intervención de abogados]

(JDP): Antes de cerrar el tema de la primera entrega, esta vivienda, ¿la puede describir?

(JB): Es una casa grande, de esquina, que tiene una pared de concreto. Pero le digo que puedo describirla, porque entré a google recientemente, hace una semana. Yo sé que era por aquí, y cuando entré en google, vi la casa, y agarré la dirección. Y sé que es esta.

(JDP): El registro de la imagen que usted ha revisado en google, ¿es el mismo registro o imagen que usted presenció en aquella oportunidad, en que fue a dicho inmueble?

(JB): Sí y justamente por eso fue que estaba seguro de que el local era este.

(JDP): Puede usted precisa, ¿qué fines tenía este inmueble?

(JB): Era un inmueble residencial. Una casa muy bonita, con muchas obra de arte, con muchas cosas.

(JDP): ¿Determinó usted alguna referencia política al exterior o interior del inmueble?

(JB): Ninguna. Esto no era casa de campaña. Era una casa, una vivienda. Hay que ver quién es el dueño. Probablemente puede ser del mismo Jaime Yoshiyama. No sé. O de alguien del partido, seguramente.

(JDP): estábamos continuando, antes de la interrupción del abogado, en que había un seguimiento de campaña. ¿Es eso correcto?

(JB): Sí.

(JDP): ¿A qué se refiere usted con seguimiento de campaña?

(JB): Seguimiento de campaña es que después de haber dado esos 500 mil, nosotros habíamos tomado la decisión de aumentar 500 mil. Bueno, había la solicitud de aumentar, después de la conversación con Marcelo, que fue sugerido un aumento. Después hubo varias otras reuniones. Normalmente cuando uno se reúne con las personas del partido, es que te dicen “estamos muy bien”, “mejoramos en no sé donde”, te hacen toda una serie de especulaciones sobre la tendencia, resultados. Normalmente esas son las conversaciones en época de campaña. Y nosotros estábamos interesados en la tendencia.

(JDP): ¿Qué personas daban cuenta de los actos de campaña que usted ha indicado?

(JB): El señor Bedoya, el señor Yoshiyama. Más el señor Bedoya.

 

Campaña de 2011 de Keiko Fujimori. (Foto: Flirck de Keiko Fujimori)

 

(JDP): ¿Por qué daban cuenta a usted, la persona de Bedoya y Yoshiyama, de sus actos de campaña?

(JB): Supongo yo que por estar agradecidos de haber contribuido con la campaña, se sentían en la obligación de dar una satisfacción, de contar cómo avanzaban, los resultados, los progresos.

(JDP): ¿La información que usted recibía, satisfacía su expectativa?

(JB): ¿Qué expectativa?

(JDP): Usted señaló que le daban cuenta…

(JB): Era una conversación informal. No existía una expectativa definida para eso o para aquel otro. Era una conversación de resultados electorales, algún hecho que había sido tema de la prensa, previa a las reuniones. ¿Qué pasó en tal lugar? ¿Por qué pasó eso? Naturalmente cuando uno se sentaba con las personas preguntaba para obtener versiones de personas que estaban envueltas en el proceso.

(JDP): ¿Daban cuenta del destino del aporte?

(JB): No.

 

 

(JDP): Vamos a ir al segundo aporte. Ya usted explicó el contexto, por qué se dio. De la misma manera, ¿de quiénes fue la solicitud?

(JB): Fue una solicitud del mismo Bedoya, del mismo Jaime Yoshiyama. De que necesitaban más recursos. Les dije que podíamos darles 500 mil más. Les dijimos que tenían que esperar, que a medida que llegaran los recursos [dinero] les iríamos entregando. Y ahí marcábamos reuniones en nuestra oficina. Ya no con Jaime Yoshiyama, sino con Bedoya para que fuésemos aportando paulatinamente, a medida que fuera llegando el dinero.

(JDP): Sobre esta segunda cantidad, ¿cuál de los dos realiza esta solicitud?

(JB): Era una conversación entre los tres. Pero no recuerdo exactamente si nace de Bedoya o si nace de Jaime.

(JDP): ¿En qué lugar se dio esta conversación?

(JB): No recuerdo, doctor, si fue en mi oficina o en esa casa. […]

(JDP): El procedimiento para esta segunda cantidad fue el mismo que para la primera entrega?

(JB): Sí.

(JDP): ¿La persona que le entrega físicamente el dinero es la misma persona que le entregó la primera cantidad?

(JB): No sabría decirlo. Probablemente como las personas cambian, quizá no. No creo que haya sido una sola persona. Hilberto seguramente debía tener dos o tres personas en Lima que disponían de esos recursos [dinero]. Y esas personas seguramente tenían uno o dos que entregaban dinero. Si hacemos una multiplicación simple, debe haber habido unas ocho o nueve personas involucradas en el proceso.

(JDP): ¿La nacionalidad?

(JB): Todas peruanas.

(JDP): ¿Estas dos personas tenían vínculo contractual con la Odebrecht Perú?

(JB): ¿Quiénes?

(JDP): Las que le entregaban el dinero.

(JB): No. Alguna vez o algunas veces, la persona llegaba para la reunión y yo no estaba en mi oficina. Y por no haber estado ahí puedo haber delegado, pedido al señor Raymundo [Serra] para que reciba a esa persona y el dinero. Puede haber ocurrido una o dos veces.

(JDP): En estas dos entregas, ¿Raymundo Serra tuvo conocimiento?

(JB): No creo que él haya sido informado exactamente sobre esa entrega, pero sabía que yo estaba apoyando al partido de la señora Keiko Fujimori.

(JDP): ¿Raymundo Serra tenía conocimiento que usted se entrevistaba con el señor Yoshiyama y el señor Bedoya?

(JB): Sí.

 

Raymundo Trindade Serra. (Foto: Punto de encuentro)

 

(JDP): ¿En qué moneda recibió usted esta cantidad?

(JB): Dólares.

(JDP): ¿La misma modalidad del envío en sobres, sucede en este caso?

(JB): Sí.

(JDP): ¿Con quién se comunicó una vez que usted recibió este dinero?

(JB): Probablemente con el propio Bedoya

[…]

(JDP): ¿Qué se determinó en esa conversación con el señor Bedoya una vez que recibió el dinero?

(JB): “Mira, ¿podemos reunirnos?” “Ya estoy preparado para reunirme contigo”. Seguramente eso fue dicho por teléfono. Y él debe haber dicho que pasaba al día siguiente. Y se hizo la entrega.

(JDP): ¿Dónde fue?

(JB): En mi oficina.

(JDP): ¿Quiénes estuvieron de parte de la empresa Odebrecht en ese momento?

(JB): Solo yo

(JDP): ¿Quiénes estuvieron de la otra parte?

(JB): Solo el señor Bedoya.

(JDP): ¿El señor Bedoya se registró ante su secretaria?

(JB): Es probable que sí. Puedo verificar. No sé si tengan registro de siete u ocho años atrás. Pero esas reuniones sí eran registradas.

(JDP): ¿Cuánto tiempo tomó esta reunión?

(JB): Probablemente unos veinte minutos, quince tal vez.

(JDP): ¿De qué se habló en esa reunión?

(JB): De todo. Se habla de todo. Cómo estaba la campaña. Cómo estaba él. No había un tema específico.

 

[Continuará]

(*) Esta es una publicación de la Red de Investigaciones Periodísticas Estructuradas liderada por IDL-Reporteros e integrada por periodistas de O Globo (Brasil), La Nación (Argentina), La Prensa (Panamá), Armando.Info (Venezuela), Sudestada (Uruguay), y Quinto Elemento Lab (México).

Publicado el miércoles 14 de marzo, 2018 a las 22:43 | RSS 2.0.
Última actualización el jueves 05 de abril, 2018 a las 11:22

Notas relacionadas

2 comentarios

  1. Enrique Valdivia dice:

    Muy interesante. Felicitaciones a IDL Reporteros.

  2. Harry Mendo dice:

    IDL Y LA RED DE PERIODISTAS PROFESIONALES,EN MI OPINIÒN, CONTRIBUYEN CON LA DEMOCRACIA EN ESTA PARTE DEL MUNDO.

Deje un comentario

Web por: Frederick Corazao

Untitled Document