¿Destitución y retroceso?

El contradictorio relevo del general PNP Eduardo Arteta en Trujillo y las protestas populares que genera.

manifestacion_arteta_1
Coordinadores de las juntas vecinales de seguridad ciudadana de Trujillo en manifestación realizada el domingo para exigir la permanencia del general PNP Eduardo Arteta en su cargo. (Cortesía diario La Industria)

Lo usual es que los ciudadanos se manifiesten en contra de la Policía, no a favor de ella. Pero eso fue lo que pasó ayer en la Plaza de Armas de Trujillo, cuando varias decenas de coordinadores de Juntas Vecinales protestaron contra la destitución y traslado del jefe de la Dirección Territorial Policial de La Libertad, general PNP Eduardo Arteta Izarnótegui.

Los dirigentes vecinales sostienen que Arteta es uno de los mejores jefes que haya servido en La Libertad, una de las regiones más castigadas por el crimen. ¿Por qué, entonces, lo sacaron?

Dirigentes de las juntas vecinales llegaron en delegación a Lima a reunirse con el ministro del Interior. Clic para aumentar el tamaño. (Foto: R. Mella)

El hecho que el ministerio del Interior haya decidido remover a Arteta apenas unos meses después de haber asumido el cargo solo tendría justificación en el caso que este oficial hubiera demostrado una manifiesta incompetencia, o corrupción. Pero, según indicaron a IDL-Reporteros los coordinadores de las juntas vecinales que llegaron hoy a Lima en comisión para tratar de impedir el cambio, la gestión de Arteta se caracterizó más bien por su eficacia al enfrentar la corrupción policial y la delincuencia común.

La información sobre el cambio de Arteta llegó ayer a Trujillo. La fuente sería su predecesor, el general PNP Raúl Becerra. Hoy, según fuentes confiables consultadas IDL-Reporteros, el director general de la Policía, general PNP Miguel Hidalgo llamó a Arteta y le comunicó su relevo. El reemplazo, según se supo, sería el general PNP Oswaldo Alfaro, un oficial estrechamente ligado al ministro Octavio Salazar (actuó en la práctica como su jefe operativo cuando éste fue jefe policial de La Libertad).

Antes que Hidalgo, el mando policial que primero notificó a Arteta de su relevo -en los hechos una destitución- fue precisamente el general PNP Raúl Becerra, jefe de la Dirección de Operaciones Policiales de la PNP.

Sucede que, como se ha apuntado, Becerra fue el predecesor de Arteta en la jefatura policial de La Libertad. La gestión de Becerra fue ensombrecida por acusaciones de grave incompetencia y corrupción. Sin embargo, resultó promovido por el ministerio del Interior al crucial cargo que ocupa ahora. En cambio, Arteta, cuya gestión es respaldada no solo por las juntas vecinales, sino por el presidente regional en funciones, el aprista Víctor León; y por el alcalde provincial, César Acuña, resulta cambiado al medio año de hacerse cargo de la deteriorada seguridad en el departamento.

¿Qué pasa entonces con la Policía, que un general gravemente cuestionado es premiado mientras que otro, en especial eficaz en la lucha contra la corrupción, es destituido?

“No hay buena acción que quede sin castigo”, sostiene el refrán.

De acuerdo con lo que IDL-Reporteros ha podido dilucidar a estas alturas, las razones del intento de destitución de Arteta obedecen a una de dos razones, o a las dos: corrupción policial o maniobras políticas pre-electorales del partido de gobierno.

En la tarde de hoy, fuentes vinculadas con el ministerio del Interior dejaron saber que la razón para relevar a Arteta eran los últimos sucesos criminales en su jurisdicción, especialmente el homicidio del presidente regional encargado de Ancash, José Luis Sánchez Milla.

Pero, personas con conocimiento de la gestión policial indican que el homicidio de Sánchez Milla fue producto de un asalto en carretera: tipo de delito que es competencia de la Policía de Carreteras, cuyo jefe es el hoy cuestionado general Bruno Debenedetti. Por lo contrario, dicen las mismas fuentes, Arteta investigó el caso y capturó a los autores “antes de cuatro días”.

La otra razón posible, que se maneja en Trujillo, es que el gobierno aprista haya reaccionado coléricamente ante la donación de 100 computadoras que hizo el alcalde de Trujillo, César Acuña, a la Policía. No solo eso: aparentemente, algunos dirigentes apristas -entre los que no se encuentra ni el presidente regional en licencia José Murgia ni el presidente en funciones, Víctor León- resintieron el trabajo articulado, en un año electoral, entre la jefatura policial y la municipalidad.

El general Arteta en una de las numerosas actividades con miembros de las juntas vecinales.

Pero, en los hechos, Arteta trabajó igualmente bien con la presidencia regional aprista. Según declaró Víctor León a IDL-Reporteros, la coordinación abarcó “la modernización del sistema de emergencia 105, la implementación de un sistema de un sistema de patrullaje urbano, con 200 motos; y la construcción de la Escuela de la Policía”.

El general PNP Eduardo Arteta tiene una larga trayectoria en seguridad ciudadana. De acuerdo con lo que el área de Seguridad Ciudadana del Instituto de Defensa Legal (IDL-SC) informó a IDL-Reporteros, Arteta es uno de los jefes policiales con mayor experiencia en policía comunitaria en el Perú. Antes de asumir su cargo como jefe policial de La Libertad, Arteta participó en varios eventos de seguridad ciudadana en los cuales explicó los métodos y reformas que puso en marcha cuando fue jefe del Callao.

En enero de este año, al ser nombrado jefe de La Libertad, Arteta armó un equipo de experimentados policías, entre los cuales estaban varios de sus colaboradores en el Callao y también el renombrado comandante PNP Julio Díaz Zulueta, ex comisario del año, cuyas exitosas acciones de seguridad fueron reseñadas en un libro (‘Comisario’), publicado por IDL en 2009.

En Trujillo, el comandante Díaz Zulueta, fue nombrado simultáneamente jefe de participación ciudadana y del escuadrón motorizado, con lo que tuvo bajo su cargo tanto las acciones de policía preventiva como las de represión del crimen.

Hace pocas semanas, IDL-SC reseñó las acciones que ese nuevo equipo llevó a cabo en La Libertad. Éste es su informe.

Además de lo expuesto, Arteta tomó medidas medidas duras contra la arraigada corrupción policial en Trujillo. “Cambió a todo el personal de recursos humanos y resistió presiones de intereses creados con influencia en la Policía”, dice una fuente con conocimiento de causa.

Su trabajo con la población parece haber logrado un nivel alto de apoyo a su gestión por parte de las juntas vecinales. “Encontró 52 juntas vecinales al asumir su puesto. Ahora hay 1200 juntas”, dice Lucy Morales, de la jurisdicción de Esperanza, en Bellavista, una integrante de la delegación que llegó a Lima. Arteta, “devolvió la confianza de la población en la PNP”.

Luego de reunirse con el ministro Octavio Salazar, después de una prolongada antesala –entrevista en la que solo obtuvieron el ofrecimiento de revisar el caso–, los integrantes de las juntas vecinales trujillanas, anunciaron a IDL-Reporteros que estaban preparados para una movilización masiva de protesta en el caso que Arteta fuera finalmente relevado. “¿Por qué a Raúl Becerra, que fracasó en Trujillo, lo promueven y a Arteta, que hizo las cosas bien, lo sacan?”, reclamó otro de los dirigentes.

Al cierre de esta edición, IDL-Reporteros pudo saber que el director general de la PNP, Miguel Hidalgo, recibiría mañana a la delegación y que les habría adelantado que aún no “hay nada decidido” respecto del relevo de Arteta. Si ello fuera así, significaría que el gobierno retrocede ante una decisión que les trae mucho más costo que cualquier posible beneficio.

Share via emailShare on Facebook+1Share on LinkedInShare on Twitter

Publicado el Martes 03 de agosto, 2010 a las 0:16 | RSS 2.0.
Última actualización el Miércoles 02 de febrero, 2011 a las 23:49

Notas relacionadas

Un comentario

  1. luis medina dice:

    Viviendo en USA muchos años, veo con mucho estupor la creciente actividad criminal en mi Perú; peor aun, cómo es posible que Alan García destituya al general Arteta quien viene trabajando en forma exitosa- siempre el policía fue amigo de la sociedad -formando 1200 comites de seguridad, tremenda idea para combatir la delincuencia.
    Este general deberia de asumir el despacho de ministro del Interior, por su eficacia en capturar a los asesinos de Sanchez Milla, en solo 4 días.
    Me averguenzo del presidente Alan García-Alva Castro y todo el séquito de apristas que se reunieron en casa de Alva para destituir a un gran general como lo es Arteta. Si hubiera muchos como èl otra sería la cara de la inseguridad ciudadana en todo el Perú.

Deje un comentario

Web por: Frederick Corazao